Artículo

Engineering IQ

Hagamos que el aprendizaje sea mejor

Publicado: octubre 13, 2020

El personal de una organización es su mayor activo. Esto no es un cliché sino un hecho bien establecido. Las empresas que invierten en las personas prestan un servicio de mayor calidad a los clientes, son más rentables y afrontan mejor los retos a largo plazo.

El panorama de las competencias cambia constantemente. Las nuevas tecnologías surgen a un ritmo más rápido de lo que nunca hemos experimentado. Los modelos de negocio que utilizan estas tecnologías cambian con la misma rapidez. Si una empresa no es la primera en capitalizar estos cambios, sus competidores lo harán.

El futuro de la formación consistirá en crear profesionales que no solo posean las competencias técnicas básicas, sino que también tengan habilidades que los conviertan en profesionales completos. Esto incluye habilidades en el dominio del sector, la arquitectura, el conocimiento de la empresa y las habilidades blandas (pensamiento crítico, creatividad, flexibilidad, resolución de problemas e inteligencia emocional). Hemos visto cómo las estructuras de competencias han pasado de tener forma de I (una especialización de competencia principal) a tener forma de T, a lo que ahora se define como una estructura de competencias en forma de peine o m (múltiples competencias).

Si bien el tipo de competencias requeridas está cambiando, también está cambiando la pedagogía:

  • La mayoría de los empleados necesitan una formación que esté disponible a la carta, en cualquier momento y en cualquier dispositivo.
  • Cada empleado tiene sus propias fortalezas y debilidades; por lo tanto, necesitan una formación que se adapte a sus necesidades específicas en lugar de meter a todos en el mismo saco y realizar la misma formación para todos.
  • La educación también requiere una experiencia directa o una formación en el puesto de trabajo que ayude a las personas a perfeccionar lo aprendido mediante la aplicación práctica de habilidades y conceptos.

Más allá de crear y dirigir una trayectoria profesional para sus empleados a través de estas formaciones, las empresas están encontrando formas eficientes de utilizar estas habilidades en los proyectos "adecuados" para maximizar los ingresos y los beneficios a través de una mano de obra implementable y preparada.

Los clientes buscan formas de reducir los gastos generales que supone tener que entrevistar y evaluar exhaustivamente a los candidatos de su proveedor.

El programa Engineering IQ de Virtusa está diseñado para resolver estos retos actuales a los que se enfrentan los empleados, las empresas de servicios y sus clientes. El programa Engineering IQ ofrece una solución que no solo satisface sino que supera las aspiraciones de formación de los empleados. Proporciona un modelo de negocio eficiente para atender las necesidades de competencias de los clientes y los ayuda reduciendo los gastos generales de la selección de candidatos al tiempo que aumenta la calidad y la relevancia de los mismos. 

Las características clave del programa Engineering IQ son:

  1. Objetividad - Cada empleado de Virtusa recibe una única puntuación (llamada Índice de Capacidad) que indica su capacidad en función de las habilidades técnicas, las habilidades de ingeniería, las habilidades blandas especializadas, la experiencia total, etc.
  2. Experiencias de aprendizaje dirigidas - Basándonos en las carencias identificadas, proporcionamos módulos de formación dirigidos para la consecución acelerada de competencias que utilizan los mejores canales de formación tanto en línea como sin conexión.
  3. Decisiones basadas en datos: no solo hacemos un seguimiento, sino que también aprovechamos las puntuaciones para la implementación de proyectos, la progresión de la carrera profesional y las necesidades de mejora de competencias. Los datos también nos ayudan a tomar decisiones deliberadas para configurar mejor los equipos de los proyectos, basando la composición de los equipos en las respectivas puntuaciones de competencia y no solo en la experiencia o la antigüedad de los empleados.
  4. Reducción de los gastos generales para los clientes - Cambie el actual "proceso de selección" que utilizan los clientes por un proceso que reduzca o incluso elimine el tiempo dedicado a las entrevistas y a las decisiones sobre los candidatos.

A medida que las empresas tienden a requerir profesionales completos que tengan habilidades específicas, es importante ahora más que nunca que las organizaciones inviertan en su gente y guíen su progresión profesional y desarrollo de competencias. Gracias a Engineering IQ, un programa integral que pone la formación de los empleados al frente de nuestro éxito, podemos ayudar a nuestros clientes con recursos disciplinados y motivados que pueden incorporarse rápidamente para afrontar sus retos empresariales y tecnológicos más difíciles.

Transformative digital technology solutions

Dramatically increase the success of your digital transformation

Contenido relacionado

Únase a nuestro equipo

¡Trabaje con los compañeros más innovadores, las tecnologías más punteras y clientes realmente inspirados!